marzo 3, 2021
Conchas lactancia

Conchas lactancia

🤤Conchas lactancia

👋 Conchas de lactancia medela

La lactancia materna es un momento especial, pero no siempre es sencilla. Es posible que te encuentres con pezones doloridos o incluso rotos, sobre todo cuando tú y tu bebé estáis aprendiendo durante los primeros días. Al fin y al cabo, tus delicados pezones no están acostumbrados a la presión y la succión que supone alimentar a tu bebé a diario. Si no es así, busca el consejo de un asesor de lactancia o de un experto en lactancia materna; cualquier dolor debería remitir gradualmente. Mientras tanto, usar protectores de pecho entre las tomas (también conocidos como protectores de pezones) puede ayudar a evitar el roce de la ropa con los pezones doloridos y, al mismo tiempo, favorecer su curación.
Aunque los pezones sensibles o doloridos son habituales en las madres primerizas, el dolor también puede producirse por la posición en la que se está dando el pecho o porque el bebé tenga un mal agarre al pecho, por lo que, en estos casos, también es conveniente que te examine un especialista en lactancia o en amamantamiento. Es importante que acudas al médico si experimentas sangrado en los pezones, dolor extremo al amamantar o tienes síntomas de una infección mamaria, como la mastitis.

😍 Conchas lactancia 2020

Permanecen discretos bajo la ropa de forma anatómica y ofrecen la máxima comodidad. De tacto suave, su membrana de silicona es flexible, con una mayor impermeabilidad y un mejor agarre al pecho. Su barra de estabilidad permite colocar la concha sin derramar la leche recogida. De este modo, se permite un uso higiénico.
– Las conchas de lactancia perforadas, gracias a la ventilación situada en la superficie, facilitan la circulación del aire. Los pezones ya no están en contacto con el flujo de leche y no rozan con la ropa para una mayor comodidad. Es importante desechar la leche recogida.
– Las conchas recolectoras de leche no perforadas protegen los pezones de la fricción y permiten recoger las descargas espontáneas del pecho. La leche así recogida puede guardarse en un sistema de almacenamiento adecuado.

🦝 Conchas lactancia en línea

Nuestras conchas de lactancia, libres de cualquier aditivo artificial, son una concha marina 100% natural y reutilizable. Proceden de fabricantes acreditados, se seleccionan cuidadosamente a mano para ofrecer a las mamás lactantes la mejor calidad y comodidad, y se pulen con delicadeza para eliminar las asperezas y que se sientan cómodamente sobre la piel.
Hacen que la madre se sienta más cómoda durante la lactancia, ya que alivian los pezones y reducen las molestias, lo que permite una lactancia más productiva y estómagos más llenos para el burbujeo (y quizás un poco más de descanso para la madre). Además, al aliviar el dolor y la irritación de los pezones, pueden evitar el abandono prematuro de la lactancia. (1) El
Es necesario que te pongas en contacto con tu asesora de lactancia, comadrona o médico de cabecera para identificar cualquier posible factor desencadenante, como un enganche o una posición incorrecta durante la lactancia, lazos labiales y/o linguales, si estás experimentando dolor en los pezones u otros problemas de lactancia.

🏆 Conchas lactancia online

100% naturales, procedentes del fondo de los océanos y cuidadosamente pulidas, las conchas mamarias son protectores del pezón que alivian y disminuyen muchos inconvenientes de la lactancia (calentamiento, hipersensibilidad, irritación, grietas, etc.).
Le recomendamos que elija el tamaño de su areola en función de su talla. No dude en tomar un poco más ancho que su areola para la escala Pequeña y Mediana, pero para la Talla Grande y personalizada, la concha se vuelve más gruesa, se aconseja no cubrir necesariamente toda la areola. No dude en ponerse en contacto con nosotros directamente para darle el mejor consejo (06 62 27 22 01).
Verdadero escudo natural, su función es protegerte y reducir algunas molestias de la lactancia, ¡sobre todo rozando y refrescando las puntas de los pechos! El suave tacto del nácar proporciona una sensación instantánea de frescor, que también se percibe como calmante (según muchos testimonios).
No duermas con ellas y, aunque te sientas más atractiva con ellas, ¡deja de llevarlas todo el día! De hecho, al presionar la concha que luego presionará el pezón y provocará la subida de la leche entre las tomas, corres el riesgo de dormir.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.Más información
Privacidad